No Hay Tal Crisis

Uno dice “no hay tal crisis” mientras tira un par de platos al piso...
Uno dice “no hay tal crisis” y se ríe con su mejor cara de boludo...
Uno dice “no hay tal crisis” y saca un turno en la peluquería...
“No hay tal crisis” y te pones kilos de tapaojeras...
Una vez que aceptas que la crisis es tal crisis estas preparado, ya podes negar la crisis.
Uno dice “no hay tal crisis” y rompe lo que tiene a mano...
Uno dice “no hay tal crisis” y hace gimnasia como un loco...
Uno pone su mejor cara de boludo y dice: “no hay tal crisis”…

Pero tarde o temprano llega el día donde la crisis tiene la evidencia de una estría, ahí no queda otra hay que aceptarlo. Se puede negar la crisis un día, un mes, un año pero llega ese día que la crisis te explota en la cara...

Llega la crisis, uno cree que es el final, que se termina todo pero en realidad ahí empieza todo. Dan miedo las crisis...

En Chino, en Japonés, en Coreano, en Tailandés, bueno en algun idioma oriental “crisis” significa OPORTUNIDAD. Las crisis son como los años, te sorprenden y no te queda otra, hay que decidirse llevarlo.

Las crisis son un viaje de ida, pero también pueden ser un viaje de vuelta.